lunes, 2 de enero de 2012

OBSOLESCENCIA PROGRAMADA (comprar, tirar, comprar... todo un gran documental)


Ya estamos de vuelta tras la resaca findeañera. Y para la primera entrada del año, quiero invitaros a la reflexion. Sopongo que es algo que muchos ya os habreis planteado... ¿Como es que las cosas mas antiguas y viejas que tenemos son en realidad, las que funcionan mejor y las que mas duran? ¿Como es que antes, en epoca de nuestros abuelos, nada se desperdiciaba? Todo, ropa, comida, libros de clase, todo se reparaba y reutilizaba. Y sin embargo, hoy en dia, si no cambiamos de movil cada año, no somos nadie. Y es que detras de todo esto, amigos mios, existe un secreto. Un secreto que no quieren que sepamos. Un secreto sucio y oscuro que esta permitiendo mantener esta sociedad de consumo, o mas bien de consumismo, en la que unos cuantos se siguen forrando mientras nosotros, los consumidores, salimos perdiendo igual que el medio ambiente. Ese secreto es la obsolescencia programada.

¿Y que es eso de la obsololescencia programada? os preguntareis. Pues se trata nada mas y nada menos que de diseñar los productos que compramos con una vida util muy limitada, fabricarlo todo de forma que no dure casi nada de tiempo, y asi, de esta forma, tengamos que seguir comprando mas y mas. Ropa y calzado que se desgasta y rompe mucho antes, coches que no duran ni la mitad que los antiguos, electrodomesticos que se te mueren enseguida, y sobre todo, tecnologia de la que hoy tanto dependemos en el mundo desarrollado, diseñada para fallar al cabo de muy poco tiempo. Seguro que esto os parecerá tan ilógico como me lo parece a mi, y como se lo parece a sus principales detractores. ¿No sería mucho mejor para todos investigar para fabricar productos cada vez mejores y mas duraderos? Asi quiza, ganabamos todos: al fabricante le saldria mas barato no tener que producir tanto, y nosotros como consumidores, tan contentos con tener productos que nos duren y que no es necesario renovar cada dos por tres; eso por no hablar de que asi no se producirian tantos residuos. Entonces, si es ilogico, ¿Por que se hace? Fácil: para que unos pocos sigan ganando dinero y nosotros lo sigamos gastando. La obsolescencia programada tiene su origen en el comienzo de la sociedad industrial. Al introducirse las maquinas por pirmera vez en la industria, la produccion se masifica, con una clara consecuencia: llegamos a un punto en que se comienza a producir mas de lo que realmente se necesita. ¿Y cual es la solución? Sencillo: incentivar el consumo, o mas bien, el consumismo exagerado, para dar salida a toda esa produccion extra. Hacer creer a la gente que realmente, necesita comprar todas esas cosas para poder vivir. Sin embargo, llega un punto en que el engaño se hace patente, de modo que hay que encontrar una solución para que la gente realmente muchas veces necesite comprar de nuevo. Y esa es la solución que nuestros amigos empresarios han encontrado: fabricar a lo cutre, tratando de que el producto dure lo menos posible para que tengamos que gastarnos la pasta otra vez.


La historia del documental comienza con una bombilla, concretamente, la que veis en la imagen. Dicha bombilla, aunque no lo creais, lleva desde 1901 iluminando sin fundirse un parque de bomberos en Estados Unidos. Maravillados ante la gesta, y preguntandose como puede durar tantisimo, los habitantes de la localidad celebraron el centenario de la ya famosa bombilla por todo lo alto en 2001. Y ahi sigue, tan tranquila. Por que el señor Thomas Alba Edison diseño su invento para durar, como no. Y sin embargo, la bonbilla se convirtio en la primera victima de esto de la obsolescencia programada. Puede sonaros a conspiranoia, pero hay pruebas de como en los años 20, un conglomerado de los principales empresarios dedicados a las bombillas se reunieron bajo el nombre de Phoebus para tratar de conseguir reducir la vida util del producto, y que asi la gente comprase mas bombillas. ¿Consecuencia? En pocos años, la vida util de una bombilla paso de ser de mas de 2000 horas, tan solo 1000. Se llegaron incluso a imponer fuertes multas a los fabricantes que no siguieran las indicaciones y no fabricasen sus bombillas con vistas a que se fundieran al cabo de ese tiempo estipulado.

El colapso de la bolsa de 1929 trajo con sigo una tremenda crisis economica, la mayor conocida con permiso de la actual. La decada de los 30 estuvo marcada por el paro, y por colas para conseguir lo mas basico. Lejos habian quedado los felices y los años de prosperidad y avances de la decada anterior. En esta epoca, muchos empresarios vieron en la obsolescencia programada una solucion sencilla a la crisis: si se incentivaba el consumo, se inventivaba la produccion, con lo cual, se creaba trabajo y riqueza. Una sencilla ecuacion en la que no entraban para nada la satisfaccion de las necesidades reales del consumidor, ni su economia domestica, ni por supuesto, la preocupacion por el medio ambiente. Y asi, poco a poco, los grandes fabricantes se fueron sumando al carro de esta maxima, creando productos que cada vez iban durando menos. En los años 50, superada la postguerra y de vuelta a una sociedad prospera y consumista, la obslolescencia programada se impone por doquier. Los productos o materiales duraderos son inmediatamente deshechados, considerando que lo mejor y lo mas guay es comprar, comprar y comprar aunque no lo necesites, que quien no renueva sus cosas es un cutre, y que lo unico que puede crear una sociedad feliz y prospera es consumir, consumir y consumir. Un buen ejemplo de lo que pasaba se encuentra en las medias de nylon, tan fuertes y duraderas que las mujeres de la epoca estaban encantadas con ellas. Pero, que casualidad, desaparecieron del mercado en favor de medias hechas con tejidos mas fragiles, en las que te salen carreras a la primera de cambio.

Y asi, seguimos hasta llegar a nuestros dias. Escuelas de ingenieria donde se enseña a diseñar de todo para dure un suspiro. Chips en tu impresora que la bloquean al llegar a un determinado numero de impresiones (cierto.. tu impresora no ha muerto, sigue funcionado, pero ellos quieren que te compres una nueva cada año, te quieren vender esa nueva tan fantastica que han sacado, aunque tengan que metertela por los ojos) o baterias de moviles o del i-pod que mueren automaticamente al cabo de un año o dos (si, Steve Jobs era sin duda un visionario, pero tambien se apunto a esto con los primeros i-pods, y hay tiron de orejas muy gordo para Apple) Y en contrapartida, estan los que predican en contra de esta practica, o luchan contra ella como buenamente pueden (creando por ejemplo un software libre que anula el chip de las impresoras) Y mientras nosotros compramos y consumimos, ¿A donde creeis que va toda la basura que tambien se produce? Pues lo mas lejos de nuestra vista posible, por supuesto... a vertederos en los paises mas pobres, como no, convirtiendo Africa no solo en el continente mas pobre, sino tambien, en el cubo de basura del mundo.


Lo que veis en la imagen es un vertedero en Ghana, Africa, lleno no de los residuos del pais, sino de la porqueria que muy cortesmente les mandamos desde los paises ricos, y que ellos, claro esta, no quieren. Todas estas atrocidades y muchas mas nos explica este poderoso documental, que hoy comparto para ver si llegais a las mismas conclusiones que yo, o que el mismismo nieto del fundador de Phillips (uno de los detractores de la obsolescencia programada) Esa conclusion es que la obsolescencia es lo que esta obsoleto. Es esa maxima de "consume hasta que mueras" la ha llevado a nuestra sociedad al punto insostenible en que se encuentra. Con la crisis que tenemos encima, es el mejor momento de abandonar este tipo de sistemas que ya no funcionan, de buscar nuevas maneras crear riqueza. Es hora de buscar una nueva manera de hacer las cosas, de producir y consumir lo que necesitamos sin mas, y reaprovechar nuestros recursos como lo hace la naturaleza. En este año 2012, a ver si empezamos a trabajar para crear una sociedad prospera, que consuma pero sin consumir el mundo, y que sea un poquito mas justa para todos, no un mundo en unos gastamos mas de lo que tenemos, y otros reciben con perdon, directamente, la mierda que deshechamos. Y ya, sin mas dilacion, con vosotros, el documental para que lo disfruteis y reflexioneis.

3 comentarios:

Eowyn dijo...

Esto lo vengo pensando desde hace años. Pensaba que eran paranoias mías, pero al comentarlo con algunas personas me he dado cuenta de que también piensan lo mismo. Y después de leer esta entrada, estoy más segura aún.

Y es que es verdad. Antes, un simple televisor podía durar 25 años (sin ir más lejos, en casa teníamos uno de la marca FirstLine desde antes de nacer yo y que aún funciona). En cambio ahora todo lo hacen para que no dure ni dos años.

De hecho, todo esto empecé a pensarlo fijándome con el tema de las garantías de ciertos aparatos electrónicos. Y es que creo que algunos aparatos están programados para que fallen al poco tiempo de caducar la garantía, de forma que te tengas que gastar la pasta para repararlo o cambiarlo por otro. Y lo digo porque esto me ha pasado muchísimas veces, y seguro que no soy la única.

En fin... Los que salimos perdiendo acabamos siendo los mismos pringaos de siempre.

Saludos conspiranoiquiles!!! xD

Dr. WTF dijo...

Ya sabia de la obsolecencia programada, por un lado siempre lo intui pero finalmente vi un documental hace tiempo (el mismo que insertaste en la entrada) y ahi fue donde me cayo la ficha, todo lo que hoy por hoy se compra es "descartable" a excepcion de algunos objetos muy caros, de todos modos el poder lo tienen las empresas y los gobiernos, el pueblo esta, lamentablemente, un escalon mas abajo pero tambien debemos ayudar. Lo importante es cambiar la mentalidad y la cultura en un proceso a largo plazo para que la basura no nos tape.

eclipse de luna dijo...

Me ha encantado tu post y desde luego lleva a la reflexion, la historia se repite una y otra vez...consumismo y don dinero siguen de la mano..

Lo de la bombilla lo desconocía...increible.


Interesante tu post, enhorabuena.

Besos.
Mar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...