lunes, 1 de octubre de 2012

BOWLING FOR COLUMBINE (Reseña)

Anoche emitieron en Xplora esta pelicula documental de Michael Moore, y tanto por el interés que me despertaba como porque no había nada mejor, y hacia tiempo que lo deseaba, le eche un ojo. "Bowling for Columbine" me ha sorprendido y agradado por abordar un tema espinoso y siempre polémico para los americanos, el de una sociedad donde las armas están al alcance de cualquiera. Sin miedos ni tapujos, y metiéndose en mas de un lio por ello, Michael Moore aborda este tema, con una perspectiva critica, seria; si, pero no exenta de humor ni de reflexión. Nos invita a pensar en la cultura del miedo y de la paranoia, que se vio muy especialmente después de los atentados del 11-S, pero que ha estado siempre presente en la sociedad americana. Es a esa cultura de "Miedo a mi vecino, a me que invadan" y del "ataque preventivo, disparemos sin preguntar" a la que Michael Moore culpa de muchos de los males de los Estados Unidos, algo que le asombra que nadie mas vea; y que también es responsable de la proliferación de armas en cada casa. La película se centra especialmente, en una de las matanzas de Instituto mas recordadas y trágicas de las muchas que han tenido lugar en Estados Unidos, la de Columbine, perpetrada en 20 de Abril de 1999 por dos jóvenes estudiantes de la zona. Intenta encontrar explicación a los hechos, y sobre todo, tratar de pensar en como algo así podría haberse evitado.

La película ya arranca con fuerza, mostrándonos lo fácil que es obtener un arma. Armas y munición son vendidas en cualquier cadena de supermercados, junto con los productos que compramos a diario, e incluso en peluquerías puedes hacerte un corte de pelo, y obtener una caja de balas. Y lo que ya resulta mas impactante... por abrir una cuenta... ¡¡El banco te regala un rifle de asalto!! ¡¡Ala, alegría, para que luego vayas a atracarles!! Y todo esto, por supuesto, es lo mas natural, claro, soy ciudadano americano, debo protegerme de los malos, y a mi, me ampara la segunda enmienda. Tras eso. Moore entrevista a algunos de los "culpables" de la matanza de Columbine, culpables tales como Matt Stone (creador de la serie de animación "South Park"; originario de muy cerca de donde se cometió la matanza) o el siniestro y ambiguo cantante Marylin Manson. Mientas Stone defiende que es normal volverse loco en una sociedad tan ferozmente competitiva, Manson nos habla de lo fácil que es culpar al "tío raro de las canciones heavy metal". La verdad es que, bajo esa imagen de "rarito"; impresiona su opinión  tan calmada, civilizada y cuerda, de alguien que para nada podría instigar a otros a la violencia. Genial cuando dice que el, a los chavales que cometieron la matanza, "los escucharía  que es probablemente, lo que nadie hizo". También tiene su racion de entrevista el actor Charlton Heston, adalid de la Asociación del Rifle, al cual Moore pregunta si no fue un poco provocación acudir con la asociación a Columbine justo después de la matanza, así como a Flint, Michigan (localidad de nacimiento de Moore) justo después de otro trágico suceso en que un niño de solo seis años disparó y mató a otra pequeña con el arma de su tío. Después de reflexionar un poco sobre la cultura del miedo (con el análisis de varios programas de televisión, y con una especie de mini resumen en animación absolutamente demoledor de la historia americana) llegan las estadísticas. ¿Como se explica que, en Europa, Australia, Japón o la vecina Canadá, donde también oyen música heavy metal, juegan a videojuegos violentos y ven pelis con sangre y vísceras, los muertos por arma de fuego apenas lleguen a 200 al año, mientras que en Estados Unidos, superan con creces los 11.000? ¿No sera porque el acceso a las armas es infinitamente mas fácil? Pero eso, claro esta, a la gente como el señor Heston no le entra en su cabeza. Rematamos con la visita de Moore a K-Mart, la cadena de supermercados (si, supermercados, no una armería especializada, ni nada) donde los chicos de Columbine compraron la munición para llevar a cabo la matanza. En su visita, le acompañan dos jóvenes supervivientes, uno de ellos, postrado en una silla de ruedas por causa de los balazos recibidos.

En general, los datos que aporta Moore son escalofriantes, objetivos, y demoledores. Su estilo es directo e insistente, y te invita realmente a debatir sobre el tema. Sinceramente, creo que, aparte de un presidente como Obama, que ha supuesto una enorme diferencia con respecto a Bush, Estados Unidos necesita mas gente como Moore. Gente que remueva las conciencias y les haga ver que viven en una sociedad violenta, racista, injusta, donde quien no tiene recursos no tiene la menor oportunidad y no se le ayuda, y encima, impregnada de paranoia, de "terror al enemigo". Todo sea "my fellow americans", que el enemigo muchas veces, seais vosotros mismos. Como todos los paises, Estados Unidos tiene grandes cosas, y desde luego estoy segura de que su sociedad es capaz de cambiar, de madurar, de transcender la segunda enmienda, comenzar a abrirse al mundo como nunca lo ha hecho, y a confiar en los demás. Ojala pudieran hacerlo, y desde luego, trabajos como el Moore son un excelente comienzo para ellos.

2 comentarios:

Guat De Fak dijo...

Se me viene a la mente el caso reciente del hombre en EEUU que recibio nada menos que una ametralladora por correo. El hombre la dio a la policia ya que le habia llegado por error! Hay que confiar en los que intentan hacer que la sociedad completa avance y castigar a los que la retrotraen! Lamentablemente el poder es solo para unos pocos!

Unknown dijo...

Es una locura.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...