sábado, 14 de abril de 2012

CIEN AÑOS DEL HUNDIMIENTO DEL TITANIC (Entrada de homenaje)

Hoy nos toca en el blog celebrar una triste efemérides, el centenario de la que sigue siendo la mayor tragedia marítima de la historia, el naufragio de un barco lujoso y poderoso que se creia imposible de hundir. Hoy hace ya 100 años que el "Titanic" vio prematuramente finalizado su viaje inaugural por el choque fatal con un iceberg que causaría su hundimiento en cuestion de dos horas, llevandose por delante las vidas de 1500 personas. La posterior investigación del naufragio revelo las numerosas negligencias que llevaron al desastre, desde la ausencia de suficientes botes salvavidas, al mal trato dado a los pasajeros mas humildes de tercera clase, cosas que hicieron aumentar sin duda el numero de victimas mortales de este fatal incidente. En su dia, en este blog, dedique un amplio reporte a la tragedia, y hoy os vuelvo a remitr a el para que lo leais, y podais saber mucho mas de como sucedio todo. Os lo enlazo a continuacion y ya de paso, os comento que esta entrada no solo tuvo un gran exito en el momento de ser publicada, sino que sigue siendo indiscutiblemente, la mas popular de mi blog, segun me cuentan las estadisticas de Blogger. Asi que pinchad, y leedla porque me siento muy orgullosa de como quedo esa entrada y seguro os resultara muy instructiva.


Hoy por tanto, no perderemos mas tiempo en analizar las causas de la tragedia, ni tampoco nos andaremos con mitos, leyendas y conspiranoias, que las hay. Hoy simplemente, dedicaremos este homenaje, eso si, con diferente dedicatoria, a la memoria del naufragio y de quienes lo vivieron. De entrada, se lo dedicaremos con gran cariño sin duda...

  • Primero, a la memoria de las 1500 personas que perdieron la vida a bordo del "Titanic" y a su eterno descanso, que esperamos que sea en paz. Nos da igual que fueran ricos de entre los ricos, como Benjamin Guggenheim, que dice la leyenda que se hundio como un caballero, o como Isidor e Ida Strauss, que escogieron morir juntos; o que fueran los mas pobres de entre los pobres, como la mayoria de los pasajeros de tercera clase.
  • Siguiente, dedicamos un silencioso respeto al capitan Edward J. Smith, quien, a pesar del shock, hizo todo cuanto pudo para garantizar la supervivencia del mayor numero de personas posible, sin pensar ni por un momento en la suya. Y al ser vencido ya por la impotencia, y consciente de que ya no saldria con vida de aquel barco, se hundio con el como, segun dice el protocolo, corresponde a todo capitan que se precie. 
  • Dedicaremos una lanza de defensa al oficial Murdoch, el primero en avistar el iceberg, y que cometio el error de ordenar tratar de virar el barco para esquivarlo, sin ser consciente de que era lo peor que podia hacer, y pensando tan solo en evitar lo que se les venia encima.
  • Dedicaremos un momento a ensalzar el recuerdo de los fogoneros y carboneros del barco, cuyo comportamiento no fue menos que heroico. La mayoria de ellos, en vez de tratar de salvarse, escogieron permanecer en sus puestos y seguir alimentando la electricidad del barco, sabiendo que moririan, pero que quiza se salvaria mas gente si se podian seguir enviando mensajes de socorro para que algun barco acudiera en su ayuda.
  • Dedicaremos un instante a todo aquel que, en medio de la tragedia, opto por lo mejor de la dignidad humana. A todo aquel pasajero de tercera clase que impuso calma en medio de los disturbios, a pesar de la forma en que fueron tratados. A todo aquel pasajero de primera clase que, en vez de comportarse como un rico miserable, cedio su plaza en un bote a mujeres y niños de segunda o de tercera. Y aunque solo sea, a aquel que tendiera una mano a otro que tropezase en busca de la forma de salir de alli.
  • Recordaremos al padre Thomas Byles, sacerdote catolico que permanecio a bordo hasta el final, dando consuelo espiritual al resto de pasajeros, oyendo sus confesiones y dando la absolucion, aportando su granito de arena para que al menos, muchos pudieran morir con un poco de paz.
  • No nos olvidaremos del maestro Wallace Hartley y la Orquesta de a bordo, unos musicos convertidos en leyenda por permancer tocando hasta el ultimo momento. En aquellos instantes de miedo y confusion, ellos tambien aportaron su granito de arena, lo mejor que tenian (su talento y su musica) para aportar un poco de calma y esperanza. Al menos, murieron haciendo aquello que mas amaban. 
  • A Arthur Rostron, capitan del "Carpathia", el unico barco que acudio en auxilio del "Titanic" a pesar de saber que no llegarian a tiempo.
  • Y desde luego, seremos el recuerdo perdido de los cuerpos de las victimas que nunca fueron recuperados, y que aun descansan en el mar; y de todas aquellas victimas sin identificar que aun descansan en el cementerio de Halifax un siglo despues. 
A todos ellos, nuestra mas cariñosa dedicatoria, y humildemente honramos su memoria desde este pequeño espacio de la Red.

 Por vosotros encendemos hoy la velita...

Sin embargo, no nos duelen prendas en hacer otra dedicatoria menos cariñosa, y dedicar un potente tiron de orejas a...

  • Bruce Ismay , dueño de la White Star Line y por tanto, responsable absoluto del diseño final y de la seguridad del Titanic. El mismo hombre que rechazó un diseño previo del barco, que contenia una fila mas de botes salvavidas. El mismo que recorto gastos escogiendo remaches de hierro forjado, obsoletos ya incluso en la época, para construir el casco. El que se guardo personalmente en su bolsillo uno de los multiples mensajes de alerta por hielo que el Titanic recibio, impidiendo que dicho mensaje le llegara al capitan. El hombre que presiono al capitan Smith para forzar la maquina y batir el record de cruce del Atlantico. El que, en los ultimos momentos, en vez de quedarse a ayudar, saltó a un bote salvavidas tan pronto como pudo junto con otro amigete super rico.
  • A William Carter, el mencionado  amiguete rico de Ismay, que no solo saltó con el al bote como un par de cobardes, sino que además, tendría la desfachatez de demandar a la White Star Line por una fortuna por la perdida de su lujoso Renault (si, el coche en que Jack y Rose hacen el amor en la peli era real tambien)
  • Al "Californian", el barco que se hallaba mas cerca del Titanic en el momento de su choque, y que a pesar de que recibio numerosos mensajes de SOS y vio claramente las bengalas de emergencia, no acudio a ayudar en ningun momento.
 Y esto sera todo. No podiamos olvidar ni lo bueno, ni lo malo; porque en momentos de tragedia como este, sale a relucir lo mejor y lo peor que el genero humano tiene. Seguramente, la tragedia del poderoso Titanic nos seguira fascinando durante muchos siglos mas. Es el ejemplo perfecto del poder del destino (o de Dios si alguien religioso prefiere verlo así) frente a la arrogancia humana. Nunca podemos confiarnos del todo, ya que incluso lo mas poderoso puede hundirse y caer, y sin duda lo que le ocurrio al "Titanic" es toda una lección de humildad que seguiremos recordando para siempre.

2 comentarios:

Galena dijo...

Hola Nerea, a mi también me llama mucho la atención la historia del Titanic y hace poco he estado buscando información sobre él.
¿Sabías que le personaje al que interpreta Di Caprio existió de verdad? Pero se llamaba Josehp Dawson y era palero en el Titanic. Era de origen irlandés y sus familiares todavía viven, al parecer se indignaron mucho con la película de Cameron, porque después mucha gente empezó a investigar y los periodicos dijeron que el verdadero Dawson era un don nadie, y no es así. Él tenía su familia y había sido médico de guerra. Murió con solo 23 años.

Hay muchas curiosidades en el Titanic, pero yo sigo sin saber a qué viene tanto asombro, ya que hay barcos que se hundieron y en los que murieron muchas más personas. Quizá sea por su esplendor, por llevar a todos esos aritócratas y millonarios o por la ironía del asunto.
De cualquier manera, creo que es bueno que se recuerde, porque tragedias como esta siguen sucediendo, como el Costa Concordia.

Esta entrada y la otra del Titanic han sido muy buenas.

Un saludo,

Jonathan Striker dijo...

Yo también soy un auténtico apasionado de toda la mitología que rodea a la historia del Titanic (igual que me pasa con la de Jack el Destripador).
además, como curiosidad añadiré que el aniversario de la noche de su hundimiento coincide con el de mi cumpleaños, aunque de distinto año, claro (que uno está mayorcete, pero tampoco tanto, caramba). Enhorabuena por el artículo.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...